Con tecnología de Blogger.

viernes, 21 de julio de 2017

30º Aniversario del Ferrari F40

Pasaron treinta años desde la presentación oficial de la F40, que tuvo lugar el 21 de julio de 1987 en el Centro Cívico de Maranello, hoy sede del Museo Ferrari. Creado para celebrar el 40 aniversario de la compañía, fue el último auto en llevar la "firma" del fundador. 


Fue un automóvil definitivo, la última expresión de la tecnología hasta ahora desarrollada por el Cavallino Rampante, pero al mismo tiempo volvió a las raíces de Ferrari cuando los autos de carreras también eran vehículos de carretera. Derivación extrema del 308 GTB y del prototipo 288 GTO Evoluzione, el Ferrari F40 es una obra maestra de ingeniería y estilo, que entró en el imaginario colectivo como símbolo de una época.


En el aniversario del lanzamiento de esta leyenda automovilística, Ferrari reunió los recuerdos de tres de sus creadores: Ermanno Bonfiglioli, entonces Jefe de Proyectos Especiales, Leonardo Fioravanti, diseñador de Pininfarina, y el piloto de pruebas Dario Benuzzi.


Ermanno Bonfiglioli, responsable de los motores de sobrealimentación, no olvidó la emoción del 21 de julio: "Nunca tuve una presentación como la del F40. Cuando se dio a conocer el auto, pasó un zumbido por la habitación seguido por aplausos atronadores, nadie había visto nada, excepto los estrechos asociados de Enzo Ferrari, y la sorpresa de un salto tan estilístico fue casi un shock. El marco de tiempo era también inusual, dentro del arco muy corto de 13 meses, el chasis y la carrocería avanzando rápidamente y al mismo ritmo que el motor. Era junio de 1986 cuando comenzamos a diseñar el motor del proyecto F 120 A. Los 8 cilindros de 478 HP doble turbo fue un derivado del 288 GTO Evoluzione, pero una serie de contenidos innovadores permitieron que el F40 se convirtiera en el primer Ferrari de producción en superar los 320 km/h. Prestamos la máxima atención al peso del motor, gracias también al uso extensivo de magnesio, como el colector de aceite, las cubiertas de la culata de cilindros, los colectores de admisión y la carcasa de la caja de cambios en este material que costaba cinco veces más que la aleación de aluminio y que nunca se utilizó en tales cantidades en los autos de producción subsiguientes. Este es sólo un pequeño ejemplo de la "diferencia" de este auto".


Leonardo Fioravanti fue diseñador en Pininfarina cuando fue invitado por Enzo Ferrari a Fiorano para probar el 288 GTO Evoluzione: "cuando el Comendador me pidió mi opinión sobre este prototipo experimental, el cual por cuestiones regulatorias nunca entró en producción, no pude ocultar mi entusiasmo como piloto amateur por la increíble aceleración de sus 650 caballos de fuerza. Fue entonces cuando me habló por primera vez de su deseo de producir un "verdadero Ferrari". Sabíamos, como él sabía, que sería su último auto. Nos lanzamos precipitadamente al trabajo. La investigación extensa en el túnel de viento entró en la optimización aerodinámica, para alcanzar coeficientes apropiados para el auto de carretera de Ferrari con mayor alcance de su historia. Su estilo coincide con su rendimiento: bajo el capó unas tomas de aire muy pequeñas, las salidas de aire NACA y el alerón trasero, que mi colega Aldo Brovarone colocó en ángulo recto, lo hizo famoso. Si tuviera que señalar una razón imperiosa para el éxito de la F40, diría que su línea logró transmitir instantáneamente la excepcionalidad de su contenido técnico: velocidad, ligereza y rendimiento".


Dario Benuzzi, piloto de pruebas de largo plazo de Ferrari, participó en un arduo y meticuloso trabajo de pruebas: "El manejo de los primeros prototipos era pobre. Para dominar la potencia del motor y hacerlo compatible con un modelo de carretera, necesitábamos sujetar todos los aspectos del auto a innumerables pruebas: de los turbocompresores al sistema de frenado, de los amortiguadores a los neumáticos. El resultado fue una excelente carga aerodinámica y alta estabilidad incluso a alta velocidad. Otro aspecto importante fue el bastidor de acero tubular con paneles de refuerzo de Kevlar, que proporciona una rigidez torsional tres veces mayor que la de otros automóviles del mismo período, y una carrocería fabricada principalmente de materiales compuestos que redujeron el peso a sólo 1100 kg. Obtuvimos precisamente el auto que queríamos, con pocas comodidades y sin compromisos. Sin dirección asistida, frenos de potencia o dispositivos electrónicos, exige la habilidad y el compromiso del conductor, pero lo reembolsa generosamente con una experiencia de conducción única. La precisión de la dirección, el comportamiento en carretera, la potencia de frenado y la intensidad de la aceleración alcanzaron niveles sin igual para un auto de calle".


El F40 está en exhibición en el Museo Ferrari de Maranello como parte de la exposición "Under the Skin" dedicada a la evolución de la innovación y el estilo en los 70 años de historia de la Compañía.

Texto: Damián Fanelli
Fuente y foto: Newspress.co.uk

Seja o primeiro a comentar

Copyright © 2007 Recta Principal - Argentina - Todos los Derechos Reservados.

  ©RECTA PRINCIPAL - Todos os direitos reservados.

Template by Dicas Blogger | Topo